• Morales & Zaragoza. Avd. Ruzafa, 11. 1º. 03501 Benidorm (Alicante)

    Noticias

He ganado las costas – tributación

Pleito ganado. Usted tiene un negocio y ha ganado un pleito relacionado con su actividad, por lo que la parte perdedora deberá abonarle las costas judiciales por los gastos de dicho pleito. Apunte. Dicho abono debe declararse como ganancia patrimonial dentro de la base general del IRPF.

Cambio de criterio. Hasta ahora, Hacienda consideraba que los gastos de abogado, procurador, etc. a los que usted hubiese hecho frente no eran deducibles, al ser “renta aplicada al consumo”. Por tanto, no podían descontarse de la ganancia antes indicada. Apunte. Pues bien, recientemente Hacienda ha cambiado su criterio, y considera que dichos gastos sí pueden deducirse (con el límite, eso sí, de la indemnización percibida). Es decir, se permite deducir los gastos del pleito, pero ello nunca puede suponer que se incurra en una pérdida patrimonial.

Rectificación. Si en alguna de las últimas declaraciones del IRPF no prescritas declaró las costas judiciales percibidas como ganancia y no se dedujo ningún gasto, rectifique ahora dicha declaración y solicite la devolución de la cuota de IRPF satisfecha en exceso.

Los gastos derivados del pleito (abogado, procurador, etc.) son gastos que pueden deducirse de la ganancia a declarar por el cobro de costas judiciales.